Strudel de Manzana

Un clásico de la repostería nórdica, reinterpretado por mí, en una versión sin azúcar y deliciosamente reconfortante.

Ingredientes :

  • 1 lamina de hojaldre o varias de pasta filo
  • 2 cucharadas soperas de aceite de girasol desodorizado o sésamo, o maíz
  • 6 manzanas peladas y cortadas en trozos pequeños
  • 1 taza de albaricoques secos troceados
  • Una pizca de sal marina
  • 2 cucharadas soperas de ralladura de limón
  • 1 vaina de vainilla
  • 50gr de piñones tostados
  • 1/2 taza de almendra en polvo

Elaboración:

  • En una cazuela poner el aceite y saltear las manzanas con la pizca de sal moviéndolas durante unos minutos.
  • Añadir los orejones de albaricoque, la vaina de vainilla (abierta a la mitad y sacar el polvo de su interior rascando con un cuchillo, junto a un vaso de agua en una cazuela tapada durante 30 min.
  • Añadir las almendras en polvo, los piñones y la ralladura de limón. Mezclar bien todos los ingredientes y dejar que enfríen. – Colocar la lámina de hojaldre o similar en un paño con el papel encerado.
  • Colocar el relleno en el medio de la masa y hacer cortes horizontales en la masa sobrante a ambos lados del relleno.
  • Cerrar el strudel cruzando las tiras de masa de ambos lados, y pintarlo por encima con melaza y aceite al 50%.
  • Pasarlo a una bandeja de horno y cocinar a 190ºc durante 25-30 min. hasta que esté bien dorado.
  • Sacarlo del horno y ponerlo sobre una rejilla y dejar que este tibio antes de servir.
  • A la hora de servirlo puedes ponerle un poco de nata vegetal endulzada con endulzantes naturales. ¡Delicioso!